Domingo, 27 de enero de 2008
 



ELEGÍA

El hibisco no más que un ojo reventado
de donde pende el hilo de una larga mirada, las trompetas de esparavanes
el gran sable negro de los flamboyanes, el crepúsculo llavero siempre tintineante
las arecas indolentes soles que jamás se pusieron por traspasadas por un alfiler que las tierras que se saltan la ta [...]
Leer m?s...

Publicado por wineruda @ 18:30  | Poes?a Imprescindible
Comentarios (1)  | Enviar