Martes, 01 de abril de 2008


La muerte llega por detrás

incluso si parece que viniese por delante:

por delante sólo llega la vida.

 

El ojo es camino.

El camino encrucijada.

 

El grupo

escribe la historia.

El individuo es quien la lee.

 

El niño juega con la vida.

El viejo se apoya en ella.

 

La lengua se oxida por exceso de palabras.

El ojo se oxida por falta de sueños.

 

Arrugas-

surcos en el rostro,

fosas en el corazón.

 

Cuerpo- mitad umbral

mitad recodo.

 

Su cabeza es mariposa

con una sola ala.

 

El rostro es la luz del cuerpo.

Cuando el rostro se ensombrece

todo el cuerpo se apaga.

 

El cielo te lee

después de que la tierra te escriba.

 

El cielo tiene dos senos.

Toda la humanidad mama de ellos

en cualquier lugar,

en cualquier instante.

 

A veces

la línea recta es un camino

que no conduce a ninguna parte.

 

El hombre es un libro

que la vida lee sin cesar.

La muerte lo lee en un instante,

una sola vez.

 

La idea de la realidad es un fuego

de paja-

rápidamente se extingue.

 

¡Ah! Esta ciudad-,

en ella el alba es bastón

en una oscuridad llamada tiempo.

 

Bajo la lluvia que gotea de sus miembros,

la primavera llegó al jardín.

Fue dejando sus maletas por los árboles

y por las plantas.

¿Por qué el poeta se equivoca siempre?:

La primavera le da sus hojas

y él se las da a la tinta.

 

Nuestra existencia es una pendiente.

Vivimos para escalarla.

 

Te felicito, arena:

sólo tú puedes verter el agua y el espejismo

en un mismo cuenco.

 

El sol nos inunda con su luz

sin prestarnos atención-

Su brazo perpetuo

es perpetua despedida.

 

Las más bellas lámparas, a veces,

son esas que encendemos

no para ver la luz

sino para ver la sombra.

 

…una mujer encinta

se sienta y habla con su cuerpo.

 

El color es un manto

que el ojo no puede ver,

a menos que se cubra con él.

 

Colores- abecedario de la naturaleza.

 

La melodía es para el oído,

el color es para el ojo,

la palabra es para todo el cuerpo.

 

Negro- desmayo de la naturaleza

en el regazo del universo.

 

El blanco embauca.

El rojo excita.

El negro se te entrega plenamente.

 

De todos los colores

el negro es el más material

y el que mejor desvela

lo desconocido.

 

Los colores forman una orquesta itinerante

que dirige el negro.

 

Los colores parecen unas veces desnudos,

otras vestidos,

menos el negro:

siempre parece vestido-desnudo.

 

El blanco abre la camisa del lugar.

El negro la abrocha.

 

El desierto le dijo a Qays:

“No te comprendo.”

La locura le dijo:

“Porque él es el mar.”

 

La razón es ruina.

La locura viaje.

 

La locura es continuo encuentro con las cosas,

y es, al mismo tiempo, continua despedida.

 

Los seres se cubren con ropajes que los
          enmascaran-
El ser no aparece en completa desnudez

más que cuando lo coge de la mano la locura.

 

La locura es infancia

que practica su más bello juego

en el jardín de la razón.

 

La imaginación no tiene pasado.

 

La imaginación es un rito

que no podemos practicar

más que en la casa de la realidad.

 

La imaginación escribe,

la realidad es quien la lee.

 

La razón gira en torno nuestro,

el corazón camina delante de nosotros.

 

Allá donde viajes,

dondequiera que te dirijas-

tus profundidades son los lugares más lejanos.

 

El planeta del amante está en sus brazos.

El planeta de la amante está entre sus muslos.

 

La vida de la piedra no termina:

vive muerta.


Publicado por Goizeder @ 20:57  | Poes?a Imprescindible
 | Enviar